Continúa la deplorable situación para los niños del país, a quienes el Estado no está garantizando ni siquiera el mínimo vital que les permita tener un desarrollo optimo y normalizado para garantizar su sano crecimiento, trayendo como consecuencia, la muerte por desnutrición de ya 11 menores sólo en la segunda semana de febrero.

Según el informe del Instituto Nacional de Salud, INS, se registraron entre el 11 y 17 de febrero, la muerte de 11 niños por problemas derivados de la desnutrición. El instituto advirtió que La Guajira sigue siendo el departamento que mayor número de muertes por desnutrición registra en el país.

Con estos ya son 37 los casos de similar índole que ocurren en lo corrido del 2018. Según advierte el INS, si no se trabaja de la mano con el gobierno, las autoridades y lo padres de familia, el número seguirá a la alza en lo que queda del año, dejando consecuencias irreversibles para la infancia de Colombia.

En el informe expresa que el departamento de La Guajira ha tenido un aumento notable en el índice de muertes en razón de la desnutrición y enfermedades derivadas de la mala alimentación a los menores de cinco años. Haciendo comparación de los promedios en los años 2014 y 2017, el porcentaje actual tiene una tendencia de aumento.

El INS destaca que el aumento de muertes de niños durante el mes de febrero, es un dato preocupante, que pone en alerta al Gobierno Nacional que debe encaminar sus esfuerzos a garantizar a la niñez el derecho fundamental a la vida digna y todo lo que esto conlleva.

Los 37 casos registrados se encuentran siendo estudiados por el Instituto, en donde se señala con preocupación que por lo menos 6 de estas, habrían sido de menores extranjeros, en su mayoría provocados por la migración masiva de venezolanos al país.

Categories: Nación